18 junio, 2021

FMI advierte a El Salvador sobre los riesgos de adoptar al bitcoin como moneda de curso legal

La ley que aprueba el uso de bitcoin entrará en vigor en 90 días (Fotografía: Staff)

Staff El Mirador QR

Washington.- El Fondo Monetario Internacional (FMI) advirtió a El Salvador que la adopción del bitcoin puede implicar “significativos riesgos”, por lo que instó a las autoridades monetarias de ese país a hacer “un análisis muy cuidadoso”.

“Adoptar el bitcoin como moneda de curso legal genera una serie de cuestiones macroeconómicas, financieras y legales que requieren un análisis muy cuidadoso”, señaló Gerry Rice, portavoz del FMI, en una rueda de prensa sobre la iniciativa del Gobierno salvadoreño.

El miércoles pasado, el Gobierno salvadoreño anunció que adopta al bitcoin como moneda de uso legal, ante la aprobación del pleno parlamentario que tuvo 62 votos a favor de un total de 84.

Con la aprobación del congreso, se convertían en la primera nación en tener a la criptomoneda como de curso legal, es decir que se podrán hacer transacciones de uso cotidiano, aunque su presidente del Banco Central de El Salvador dijo que el dólar continuará siendo también su divisa de curso legal.

El ejecutivo del FMI afirmó que, “el uso de criptomonedas puede suponer significativos riesgos“, por lo que sugirió que debería haber “unas medidas efectivas de regulación”.

Actualmente, un equipo del Fondo Monetario negocia con las autoridades salvadoreñas la aprobación de un programa de asistencia financiera por valor de mil 300 millones de dólares por la crisis económica derivada por la pandemia.

El salvador tiene un PIB de 27 mil millones de dólares y una entrada de remesas de más de seis mil millones de dólares en 2020 y una economía que está “dolarizada”.

La recién aprobada Ley Bitcóin entrará en vigor en 90 días y tiene como objeto su regulación como moneda de curso legal, uso ilimitado en cualquier transacción y a cualquier título que las personas naturales o jurídicas públicas, o privadas requieran realizar.

Con información de EFE y Latinus